Prensa

Infografía

El caso de un vistazo

En esta infografia encuentra toda la información importante sobre la demanda: La situación incial, los objetivos de la demanda, un repaso de las fechas importantes en el procedimiento jurídico y los éxitos hasta el momento, así como las opciones para apoyar a Saúl Luciano Lliuya y su demanda.

FAQs

Desde hace muchos años, Saúl Luciano Lliuya y su padre, que son campesinos y guías de montaña, viven con las consecuencias del cambio climático. En el 2014, se acercaron a un consejero local de agricultura para discutir los efectos del cambio climático en la región y plantear la pregunta por qué los más grandes causantes del cambio climático no han sido responsabilizados. Para ellos es muy injusto que las personas en la región tienen que vivir con el riesgo de una posible avalancha de la laguna del glaciar arriba de su ciudad. Las personas que causan este riesgo – donde quiera que estén – deberían ser responsabilizadas con el propósito de proteger a la gente de Huaraz. Después de la discusión, el consejero agrícola estableció el contacto inicial entre Saúl Luciano Lliuya y Germanwatch que había conocido en la Cumbre Climática de la ONU (COP) del 2014 en Lima. El consejero conocía el enfoque climático de la organización alemana y su compromiso por la justicia climática. Se organizó una visita de una pequeña delegación de Germanwatch a Huaraz para un primer intercambio y conocer más del tema. Anteriormente Germanwatch ya había pensado en la posibilidad de “demandas climáticas” de gente afectada contra mayores emisores. 

Durante la visita, Saúl Luciano Lliuya, su padre y la delegación de Germanwatch hablaron sobre la posibilidad de un caso de litigio en contra de los mayores co-contribuidores del cambio climático. Juntos revisaron la lista de los mayores emisores, considerando cuidadosamente las ventajas y desventajas de demandas contra emisores en varios países. Germanwatch estableció el contacto entre Saúl Luciano Lliuya y la abogada alemana Roda Verheyen, una especialista reconocida en derecho ambiental. Después de un intercambio con ella, Saúl Luciano Lliuya y su padre decidieron tomar acción legal en contra del emisor más grande de Europa, RWE.

Saúl Luciano Lliuya y su padre no quieren ser los únicos beneficiarios de la demanda. Para ellos, lo que ha sido y será más importante es

  • Proteger la ciudad y sus habitantes del peligro inminente de una avalancha e inundación causadas por el cambio climático y también de la escasez de agua por la desaparición del glaciar a largo plazo.
  • Levantar conciencia en la comunidad sobre los riesgos del cambio climático y junto con una ONG local desarrollar estrategias para enfrentar esta situación Presionar las autoridades públicas para cumplir con su obligación de proteger a los ciudadanos
  • Construir un precedente al cual otras personas y grupos afectados puedan usarpara presionar a sus autoridades

RWE es considerado como el mayor emisor de CO2 en Europa y, de acuerdo con estudios recientes, es responsable del 0.5% de las emisiones antropogénicas desde el comienzo de la industrialización. Hasta hoy en día RWE quema carbón (especialmente lignito). 

Germanwatch apoya la demanda principalmente con trabajo de prensa y publicidad ya que se trata de una acción legal pionera que senala las consecuencias del cambio climático y los responsables. Así Germanwatch apoya a las personas afectadas y enfatiza la necesidad de transformar la política climática a nivel global. Germanwatch no es demandante y no cubre los gastos económicos de la demanda excepto los gastos de viaje del Saúl Luciano Lliuya y su padre.(ver siguiente pregunta).

Saúl Luciano Lliuya mismo decidió de tomar este largo camino de acción legal en coordinación con su padre y su abogada. Todas las decisiones y acuerdos ligados a la demanda están tomadas por él y su abogada.

La Fundación „Zukunftsfähigkeit“ ha decidido de cubrir los costos que surgen de la demanda  ya que se trata de un proyecto ejemplar que tiene como objetivo el bien común. La Fundación además realiza convocatorias para recaudar donaciones para apoyar a Saúl Luciano Lliuya. El no podría cubrir los costos de la demanda.

Desde su fundación en 1991, Germanwatch viene trabajando el tema de justicia climática y busca llamar la responsabilidad política global para que acciones legales no sean necesarias. Sin embargo la política se mueve muy lentamente. Estamos a favor que las personas afectadas del cambio climático tomen medidas y no esperen a que la situación empeore aún más. Germanwatch no está planeando otras acciones legales pero apoya la difusión de casos que contribuyan al bien común y promuevan la justicia climática. Germanwatch se ha comprometido a apoyar este caso de litigio como un precedente legal. Desde nuestro punto de vista es probable que, si este caso fuera exitoso, otras personas afectadas tomen acciones similares - quizás a nivel global.

Se espera que la corte decida que los mayores contribuyentes al cambio climático tengan que cubrir los gastos para las medidas de protección de personas que se encuentran en riesgo por el cambio climático. Estamos convencidos de que con esta decisión aumente la presión hacia los responsables para apoyar a los más afectados y para promover el manejo responsable de daños y pérdidas causadas por el cambio climático en Perú y a nivel internacional. Por ejemplo, el veredicto forzaría al mercado financiero a tomar en cuenta los riesgos climáticos de las industrias fósiles, lo que sería un gran logro. En general la presión ejercida sobre las industrias fósiles promovería considerablemente el desarrollo de nuevos modelos de negocio con menos riesgos climáticos.

Esperamos que esto pase sin la necesidad de una ola de demandas legales. No es de nuestro interés que las personas más afectadas, que muchas veces son pobres y no saben de sus derechos, tengan que meter demandas individuales contra grandes empresas energéticas.

El pago parcial de las medidas de protección contra una avalancha debería ser equivalente a su contribución al cambio climático Un estudio del 2014 muestra que RWE es responsable del 0,5%  de todas las emisiones de dióxido de carbono generados por los humanos desde el comienzo de la industrialización. El pago de 17.000 Euros se deriva del monto de USD 3,5 millones que se requieren para la construcción de una presa de bombeo de agua actualmente.

RWE  puede ser responsabilizado solamente por sus propias contribuciones al calentamiento global. Las autoridades locales en Huaraz han confirmado que el dinero de RWE se usaría para las medidas necesarias de protección. Se asuma que el dinero de RWE podría ser un impulso para finalmente empezar con la construcción que se espera desde hace mucho tiempo. Si las autoridades locales toman más acciones legales contra otros emisores para cubrir los gastos, no sabemos.

Tanto RWE como otros emisores no deberían tener la posibilidad de negar una responsabilidad individual sólo porque hay más actores que causan el cambio climático.

La posibilidad de que se realizen acciones legales parecidas en otros países es dificil de evaular. Sin embargo es un hecho de que el caso de Saúl Luciano Lliuya ha generado mucha atención mediática. Esto puede llevar a que personas en otros países decidan hacer lo mismo.

El caso en los medios

‘Battle of science’ rages over Peru glacier

|

A landmark court case raises questions about a German energy giant's funding for disputed climate research.

Al artículo
The farmer suing a German energy giant for melting a glacier on the other side of the world

|

In a climate change landmark case, a quiet Peruvian mountain guide and farmer is taking on a German company over its role in melting the Palcaraju glacier.

Al artículo
A Peruvian farmer takes on Germany’s largest electricity firm

|

The outcome of the climate lawsuit will have global implications.

Al artículo

Contacto

Dr. Marlene Becker
info@climatecase.org
Caroline Schroeder
info@climatecase.org
Stefan Küper
presse@germanwatch.org
Open